River es el único puntero del campeonato

Con algo de sufrimiento por no poder cerrar el partido cuando tuvo las chances para hacerlo, River Plate le ganó 1-0 a Godoy Cruz en el estadio Malvinas Argentinas de Mendoza y quedó como único líder del torneo. 

El equipo de Marcelo Gallardo logró despegarse así de Argentinos Juniors, que el viernes por a noche perdió con Unión en Santa Fe. Con este triunfo, le sacó tres puntos de ventaja al equipo de La Paternal y se aseguró terminar la decimoséptima fecha en lo más alto del torneo.

Lo hizo con una actuación sólida en el primer tiempo y un tanto dubitativa en el complemento, ante un rival como Godoy Cruz, último en el torneo, que lo intentó, principalmente en la segunda mitad, pero pocas veces logró inquietar a Franco Armani.

El gol de Matías Suárez de cabeza, cuando se cumplía el cuarto de hora de a etapa inicial, apaciguó el entusiasmo inicial del conjunto de Mario Sciacqua, que hacía su debut oficial en el Tomba.

Con el resultado a su favor, River comenzó a desplegar su amplia paleta de virtudes: voracidad para recuperar la pelota, vértigo para atacar, concentración absoluta y desequilibrio individual.

Cada uno de los componentes tuvo clara su función. Montiel y Casco lastimaron por las bandas. Nacho Fernández se movió con libertad. De La Cruz le imprimió cambio de ritmo y Borré y Suárez participaron con frecuencia del circuito de juego.

Después de la conquista de Suárez, propiciada por un centro preciso de un De La Cruz que segundos antes había desperdiciado un tiro libre, River llegó varias veces con claridad hasta el arco de Rodrigo Rey, quien regresó al arco mendocino.

Lo tuvo Nacho Fernández, intentó Casco, sorprendió Montiel y respondió Rey y hasta casi incrementa la distancia con un cruce de Gianluca Ferrari que casi se mete en su arco.

River transitó con tranquilidad la primera etapa. Apenas sufrió un sobresalto en una salida en falso de Armani que Martínez Quarta corrigió.

El Millonario se subía a la punta con autoridad, pero la mínima diferencia en el marcador le puso un signo de interrogación al resultado para el complemento.

Por si fuera poco, Godoy Cruz se animó un poco más en esa segunda mitad. Y River, que perdió un poco de precisión pero no capacidad para generar riesgo, siguió desperdiciando las ocasiones favorables que se le presentaron.

En los pies de Borré y de Nacho Fernández, quien incluso acertó al travesaño en un tiro libre en una de sus chances, estuvieron las más claras.

Godoy Cruz tuvo la posesión en los últimos minutos del partido y construyó las jugadas más clara de todo el partido, con un intento de Gabriel Carrasco que se desvió en el camino y que desactivó no sin esfuerzo Armani, y un remate de Burgoa que salió desviado.

 
© 1997 - 2019 Todos los derechos reservados. Diseñado y desarrollado por HoyDia.com.ar