Cataluña dio un primer paso en su intención soberanista

Los independentistas, encabezados por Artur Mas, controlarán el Parlamento catalán

MADRID.- Con una participación histórica que superó el 77 por ciento de asistencia, ayer se desarrollaron las esperadas elecciones autonómicas de Cataluña en donde los partidarios de la independencia de la región obtuvieron ayer la mayoría absoluta de los escaños en el Parlamento regional, pero no superaron el 50 por ciento de los votos, en unas elecciones convertidas en plebiscito sobre la secesión que abren un escenario de incertidumbre tras la promesa de los vencedores de avanzar hacia la ruptura con España.
 
Con estos resultados, los catalanes enviaron al menos un mensaje claro al gobierno español de Mariano Rajoy: que el descontento social con sus políticas neoliberales de los últimos años de crisis se tradujo en un aumento del apoyo a la secesión. La victoria de los independentistas en número de escaños sin superar el umbral de votos que validaría un referéndum, deja lecturas contrapuestas sobre el resultado electoral, ya que los promotores de la secesión se consideran legitimados para llevar a cabo sus planes mientras los defensores de la unidad de España entienden que han fracasado al no conseguir el apoyo de la mayoría de los votantes catalanes. 
 
La candidatura Junts pel Sí (Juntos por el Sí) que impulsó el presidente catalán, Artur Mas, resultó vencedora al obtener 62 escaños de una cámara regional conformada 135 diputados, escrutados el 97 por ciento de los sufragios. Si bien la lista unitaria de Mas no consigue la mayoría absoluta en solitario -que se sitúa en 68 bancas- lo hace sumando los escaños de la fuerza anticapitalista e independentista Candidatura d'Unitat Popular (CUP), que logran 10 diputados. Ambas candidaturas se hacen con 72 escaños. Sin embargo, los secesionistas no superan el 50 por ciento de los votos, al quedarse en el 47,85. A pesar de ello, los candidatos de Juntos por el Si habían anticipado que de conseguir una mayoría clara de escaños avanzarían en la "hoja de ruta" diseñada por Mas para llevar a Cataluña a la independencia en un plazo de 18 meses. 
 
El 27-S en cifras. MADRID.- Los partidos proindependentistas obtuvieron 72 escaños y un 47,84% de votos. Se trata de Juntos por el Sí que obtuvo 62 escaños y un 39,64%, y de Candidatura d'Unitat Popular (Cup), que logró 10 diputados y el 8,20% de apoyo. Por el lado de las fuerzas contrarias a la ruptura con España, Ciudadanos, que casi triplicó sus escaños, obtuvo 25 (de los 9 anteriores); luego se ubicaron los socialistas del PSC, con 16 escaños; el Partido Popular (PP) que retrocede de 19 a 11 diputados, el mismo número que Cataluña si se puede, la lista de izquierda integrada por Podemos, de Pablo Iglesias.
 
"Fracasó el reto secesionista de Mas".  MADRID.- Con los resultados catalanes en la mano, el Gobierno español del presidente conservador Mariano Rajoy consideró anoche que el resultado de las elecciones autonómicas en Cataluña suponen que "la estrategia secesionista" del presidente de la Generalitat, Artur Mas, "ha fracasado" porque no ha logrado ni en escaños ni en votos el apoyo que reclamaba. En una primera reacción sobre el escrutinio, fuentes del Ejecutivo transmitieron a la prensa de su país que personalizaron el "fracaso" en Artur Mas, número cuatro de la candidatura Junts pel Sí, que logró 62 escaños y un 39,59 por ciento de los votos. El resultado, añaden, no está a la altura "del desafío que ha planteado". Para el Gobierno, contrario a la intensión secesionista de Mas, anoche los catalanes "han vuelto a demostrar" que son una sociedad plural "que se resiste a la uniformidad de los independentistas".
© 1997 - 2019 Todos los derechos reservados. Diseñado y desarrollado por HoyDia.com.ar