La explicación de Niembro dejó más dudas que certezas

El candidato a diputado del Pro y periodista Fernando Niembro intentó saldar ayer el escándalo desatado por los negocios conocidos entre una empresa suya y el Gobierno de Mauricio Macri con nuevas incursiones en los medios, aunque mostró más contradicciones que certezas al no poder explicar cuándo se desprendió de La Usina Producciones ni la razón por la cual liquidó su participación en la firma por 20.000 pesos tras facturar más de 23.000.000. 

En radio Mitre, Niembro consignó que la fecha de la creación de la empresa fue “hace cinco años”, aunque después reconoció que fue fundada dos años después de esa fecha, en mayo de 2012, el mismo año que inició la relación contractual con el Gobierno de Macri. Al explicar por qué no figura inscripta como empleadora en la Afip, Niembro dijo que no tenían empleados: “Nosotros subcontratamos, como en el caso de las encuestas subcontratábamos”, explicó. El candidato reconoció que durante los dos años en los que fue titular de La Usina tuvo un solo cliente: el Gobierno de Macri, pero dijo “no recordar” el mecanismo de adjudicación de los contratos. “Nosotros ofrecíamos el mejor descuento; entonces, todo es claro, todo es legal”, aseguró Niembro al explicar las más de 170 contrataciones directas del Gobierno porteño, y sentenció que "estoy dispuesto a someterme a la Justicia". Por otra parte, al anochecer, Macri finalmente salió a hablar del escándalo al asegurar que su candidato "no cometió ningún delito, no hay ninguna irregularidad por parte de él, ni por parte de del Gobierno de la Ciudad".

© 1997 - 2019 Todos los derechos reservados. Diseñado y desarrollado por HoyDia.com.ar