Desconcierto mestrista con la basura

El Carnicero de Urca

Tuve una semana movida en la carnicería… Lo más gracioso fue una señora del barrio, que viene medio poco, que entró el jueves y me dice si había visto cómo Macri había ido a una peluquería de un muchacho cerca de Río Cuarto y, antes que yo le respondiese, me pregunta si me gustaría que viniese el Presidente a mi carnicería.

Yo me largué a reír mientras afilaba el cuchillo con la chaila. Arquee las cejas, como queriendo decirle que en mi negocio tengo desde hace años clientes con mucho poder, y que son -o están al lado- de los que cortan el bacalao, ¡así que no necesito un videito con nadie!

Justamente de lo que me cuentan estos clientes saco cosas para pasarles a ustedes estos lunes, y los amigos de HOY DÍA CÓRDOBA parece que no les molesta, porque ya hace un mes y sigo en este espacio...

Un rato después que se fue la señora que trajo el tema del peluquero, entró otra clienta, enfurecida porque hace no sé cuántos días que no le recogen la basura en su cuadra, que está todo lleno de moscas y bichos, que es un asco y no sé cuántas cosas más. La mujer se llevó un kilo de nalga para milanesas y se fue “sacada” con el intendente, con su gabinete, y con todo el resto del mundo.

En un costado de la mesada de corte esperaba un veterano cliente, un radical viejo, que supo estar con el padre del actual intendente y que siempre me cuenta la diferencia entre uno y otro, por si hiciera falta y la gente no se diese cuenta.

El tema es que este señor, muy conocedor de lo que pasa en la Municipalidad, me comentó que hay un desconcierto muy grande puertas adentro, porque no saben qué responder ante la avalancha de quejas de los vecinos. Que los mandaron a los concejales mestristas a responderle a los otros concejales que fueron a la Muni a quejarse del servicio, pero que los mestristas no sabían bien qué responder y que algunos terminaron haciendo bromas en cámara con un tema tan complicado.

No había nadie en la carnicería, así que yo lo escuchaba atento al viejo radicheta. Tan atento, que se me dio por preguntarle si esa gente que los asesora en la comunicación a los del gobierno municipal no estudia bien cómo actuar en esos casos. ¡Para qué…! Cambió el tono el hombre, se apoyó en la mesada de granito y me clavó la mirada en los ojos. Me dijo que no me imaginaba el lío (usó otra palabra pero no sé si me la dejarán usar aquí, ya voy a preguntar) que hay con eso, que en el Concejo ya presentaron pedidos de informes por lo que se gasta en encuestas y en “estrategias de comunicación”, pero que hay un escándalo mayor porque hay plata de asesoramiento comunicacional difícil (“muy, muy difícil” dijo) de justificar en ese rubro.

Yo imaginaba todo ese montón de plata en asesores, las bolsas de la basura tiradas en la calle… y me quedé callado. Le cobré la tapa de vacío y los chorizos que se llevó y me fui a lavar las manos.

Nos vemos el lunes.

05 Noviembre 2018
Whatsapp
© 1997 - 2018 Todos los derechos reservados. Diseñado y desarrollado por HoyDia.com.ar