Para el Suoem, el municipio "exagera" la emergencia económica

En una asamblea, el gremio ratificó hoy su rechazo a los alcances de la emergencia municipal 

El Sindicato Unión Obreros y Empleados Municipales de Córdoba (Suoem) podría lanzar hoy un cronograma de protestas en lo que sería el primer plan de lucha contra la gestión de Martín Llaryora con el objetivo de manifestar su rechazo a la ordenanza que declaró la emergencia económica, financiera, administrativa y social en el ámbito municipal. La medida fue aprobada el viernes pasado por el oficialismo de Hacemos por Córdoba en el Concejo Deliberante de nuestra ciudad.

Con la intención de definir los pasos a seguir y tras haberse declarado en “estado de alerta”, el gremio convocó para las 8:30 de la presente jornada a una reunión de su cuerpo de delegados, que se llevó a cabo en la sede de la calle 9 de Julio 642. Desde el Suoem argumentan que la mencionada ordenanza “viola los derechos laborales y remunerativos de las trabajadores y trabajadores municipales”.

"Me parece que han exagerado una situación. En el proyecto de ordenanza no se explica porque está en emergencia", dijo esta mañana Damian Bizzi, vocero del Suoem.

Uno de los puntos principales que cuestiona el sindicato es el artículo 17 de la norma, a través del cual se faculta al Ejecutivo a establecer el pago de sumas no remunerativas a los empleados de la Municipalidad, de entes y de empresas en los que participa la comuna capitalina, “siempre que sean de carácter extraordinario y transitorio”.

El gremio, que tiene un esquema de recomposición salarial con “cláusula gatillo” que sigue la inflación, se opone a los plus no remunerativos, ya que no inciden en otros ítem salariales, al tiempo que perjudica a la Caja de Jubilaciones de la Provincia porque ese monto no aporta al sistema previsional. “El intendente Llaryora puso en una normativa que el Estado podrá pagar en negro. Nos parece escandaloso”, advirtió el vocero del Suoem, Damián Bizzi.

El gremio objeta el pago de sumas no remunerativas, la habilitación de un esquema de pasividad anticipada, y la contratación de becarios y pasantes

En la asamblea, la organización sindical que conduce Beatriz Biolatto también debatió los alcances de otro punto que propone la instrumentación de programas de becas, de pasantías y de trabajos comunitarios por un monto equivalente al 15% de la partida destinada al pago de salarios ejecutada en 2019, un monto que podría situarse en torno a los 270 millones de pesos anuales, según los datos de la última ejecución presupuestaria publicada. Aunque las becas sociales ya existen en la comuna, hay un cambio sustancial: desde ahora, los recursos saldrán de la partida específica de Personal.

Además, la ordenanza habilita a Llaryora a impulsar un esquema de pasividad anticipada, aunque no precisa para qué casos, discrecionalidad que quedará para el intendente. Un tercer artículo –el 16– abre el retiro voluntario “limitado a quienes les faltaren menos de 10 años para acceder a un beneficio jubilatorio”. El edil oficialista, Diego Casado, lo dijo sin medias tintas: “Este artículo 16 busca disminuir la planta de agentes municipales, como se hizo con un 25% de la planta de funcionarios”.

Luego de la asamblea que se extendió por dos horas los delegados del Suoem decidieron realizar un abrazo simbólico al Palacio 6 de Julio para visibilizar su preocupación por la entrada en vigencia de la ordenanza de emergencia municipal. 

También habilitaron la subasta electrónica

En la maratónica sesión del viernes último, se sancionó una ordenanza que modificó el régimen de compras y contrataciones del municipio, lo que habilitó, entre otros puntos, la venta de inmuebles municipales o la concesión de estos para emprendimientos comerciales. La votación fue 16 a 14, por la ausencia de Olga Riutort (Fuerza de la Gente). El oficialismo defendió la nueva ordenanza en la celeridad y transparencia que les daría a las compras municipales la implementación de la subasta electrónica: una competencia de precios en tiempo real e interactiva entre los oferentes, brecha temporal durante la cual los interesados podrán mejorar sus ofertas para que la comuna pague el menor valor posible. “Garantiza transparencia y mayor cantidad de oferentes y se prevén compras directas a sectores de la economía popular, lo que ayudará a solucionar la falta de empleo”, dijo Marcos Vázquez (Hacemos por Córdoba).

Congelan sueldos de funcionarios y ediles

El Concejo Deliberante de Córdoba aprobó el viernes pasado, por unanimidad, un proyecto que estableció la suspensión a partir del 1º de enero y por el término de 180 días, de la percepción de los incrementos salariales de la remuneración, que se deba aplicar a los haberes mensuales del intendente, viceintendente, concejales y funcionarios. “Es en algo que nos pusimos de acuerdo todos los bloques. Esto se suma a la disminución de 160 millones de pesos del Ejecutivo y 13 millones de pesos del Concejo”, rescató el edil oficialista, Juan Domingo Viola. A su turno, el concejal Juan Negri (de la bancada Córdoba Cambia), sostuvo que se trató de “un gesto, la emergencia nos abarca a todos y la política no está exenta”. En representación del bloque de la UCR, Alfredo Sapp afirmó: “Los tiempos que vivimos necesitan de un esfuerzo, espero que se haga en conjunto. Esperamos que otros poderes nos imiten como el Judicial, que no es alcanzado por Ganancias”.

 
© 1997 - 2019 Todos los derechos reservados. Diseñado y desarrollado por HoyDia.com.ar