Lanzan la primera inyección anticonceptiva para hombres

El tratamiento, desarrollado por científicos indios, saldrá al mercado en el año 2020

Tradicionalmente, la comunidad médica ha brindado métodos anticonceptivos que recaen sobre las mujeres en materia de salud reproductiva. De esta manera, los cuerpos femeninos pueden escoger entre varias opciones para la prevenir la concepción de larga duración tales como las pastillas anticonceptivas, anillo y parches, entre otros. En tanto, para los hombres las opciones son limitadas. Frente a dicha desigualdad, el Consejo Indio de Investigación Médica (ICMR, por sus siglas en inglés) está trabajando en el lanzamiento del primer anticonceptivo inyectable para hombres que estaría en el mercado a partir del 2020.

El periódico indio Hindustan Times develó que el ICMR, considerado el principal organismo enfocado en la investigación biomédica de ese país, ya completó de forma exitosa los ensayos clínicos de tal iniciativa. El nombre científico del método será inhibidor reversible de esperma bajo guía (Risug, por sus siglas en inglés). El mismo estará disponible en formato de ampolletas dentro de seis o siete meses luego de que los desarrolladores atraviesen las aprobaciones regulatorias correspondientes. Para que se ejecute la comercialización del producto, la entidad médica deberá presentar a las autoridades sanitarias de los países que lo deseen las pruebas clínicas de fase tres extendidas que fueron aplicadas en 303 candidatos; la metodología de los ensayos realizados y los resultados que se obtuvieron, entre los que destacó una “tasa de éxito del 97,3% sin efectos secundarios informados”.

Con respecto a la colocación del Risug, los profesionales aclararon que el compuesto base es el anhídrido maleico de estireno y debe ser inyectado bajo anestesia en alguno de los dos conductos deferentes localizados cerca de los testículos. La función es trasladar los espermatozoides ya maduros y almacenarlos en la uretra. En ese lugar, se mezclarán con otros líquidos y saldrán al exterior por medio de la eyaculación.

Cabe destacar, que el tratamiento alcanzará una duración de 13 años. Luego de este tiempo perderá sus efectos. Hasta el momento, se desconoce la eficacia de repetir la dosis una vez que se realizó el primer tratamiento. El surgimiento de este nuevo invento trae aparejada la posibilidad de ser reversible, es decir, que si el hombre desea volver a ser fértil, el paso de los espermatozoides puede volver a liberarse mediante otra inyección que disuelve el bloqueo.

 
© 1997 - 2019 Todos los derechos reservados. Diseñado y desarrollado por HoyDia.com.ar