Tres consejos para descansar la vista del uso diario de pantallas

Durante la pandemia, el uso de dispositivos electrónicos aumentó drásticamente y, con eso, también los problemas en la visión. Los expertos recomiendan tres tips para evitar la fatiga que producen las pantallas electrónicas

El contexto sanitario nos obligó a recluirnos en nuestros hogares y modificar muchas cosas de nuestra rutina. Ahora, la mayoría de las actividades pasan por una pantalla electrónica y las cosas que anteriormente hacíamos en forma presencial se dan de manera virtual. Como consecuencia, constantemente estamos mirando una pantalla y eso nos produce cansancio en la vista.

Al respecto, un reciente estudio publicado en la revista American Journal of Ophthalmology sostiene que el exceso de exposición a las pantallas digitales y las actividades al aire libre limitadas están asociadas a la aparición y la progresión de la miopía y podrían agravarse durante y posteriormente al período de la pandemia.

Incluso algunos oftalmólogos advierten que “la fatiga visual digital en la pandemia del covid-19 es una amenaza emergente para la salud pública”, según publica el Indian Journal of Ophthalmology.

Por estos motivos, expertos difundieron tres consejos simples para aplicar en el teletrabajo y en horas de ocio electrónicas que permitirán aliviar la fatiga que genera la prolongada exposición a las pantallas digitales.

Cumplir con la regla 20-20-20

Los especialistas de ojos predican, hace tiempo, la técnica 20-20-20. Ésta consiste en que cada 20 minutos, se debe mirar algo fijo al menos a 20 pies de distancia, que son unos seis metros, durante 20 segundos.

De esta manera, se relajan los músculos de dentro y alrededor de los ojos, que son los que hacen que puedas mirar detenidamente en una misma dirección. Un tip sencillo para cumplir con esta técnica es programar la alarma del celular cada 20 minutos para de, esta manera, recordar hacerlo.

Usar lámparas leds y ubicar correctamente las pantallas

En primer lugar, el uso de lámparas LED, o una luz más suave que no cause destellos o haga zumbido, es un gran camino para evitar dolores de cabezas, los cuales suelen ser frecuentes luego de pasar tantas horas frente a las pantallas.

Otro consejo es que coloques la pantalla de la computadora evitando el reflejo, sobre todo de la iluminación que provenga del techo o de las ventanas.

Por último, según la Asociación Estadounidense de Optometristas (AOA, por sus siglas en inglés), a la mayoría de las personas les resulta más cómodo ver una pantalla cuando los ojos miran hacia abajo. Por esta razón, la pantalla debe estar entre unos 15 a 20 grados por debajo del nivel de los ojos medido desde el centro de la pantalla (entre unos 10 y 12 cm) y entre 50 a 70 cm de distancia de los ojos.

Letra más grande y brillo adecuado

Adaptar la letra de la computadora puede ayudarte a que el ojo no se esfuerce más de lo que ya lo hace diariamente frente la pantalla. No hay un tamaño ideal que se adapte a todas las personas así que debés encontrar cuál te sienta mejor, opinan los especialistas. 

El dark mode, o modo oscuro, que tienen algunas aplicaciones es una buena alternativa para cuidar nuestros ojos.  Al respecto, algunos expertos dicen que el texto oscuro sobre un fondo claro es generalmente mejor para los ojos que el texto claro sobre un fondo oscuro.

Asimismo, ajustar el brillo de la pantalla para que coincida con el nivel de la luz en donde te encuentres es otra forma de ayudar a evitar la fatiga ocular.

 

 

 
© 1997 - 2019 Todos los derechos reservados. Diseñado y desarrollado por HoyDia.com.ar